¿Cuidas tu barba?

Es probable que ni te imaginas la importancia que tiene, para el vello facial, también conocido como barba, recibir cuidados diarios. Recordemos que la barba dice mucho de un hombre, al igual que el vestuario, peinado, etc. pero ojo, existen estudios que demuestran que en la barba podemos encontrar hasta bacterias, si no la lavas con regularidad.
Te contaremos, a grandes rasgos, por qué? cómo? y cuando cuidar tu barba, con algunos pasos a seguir.

Barba= higiene
Lo primero es lavar tu barba, por lo menos dos veces por día, debemos tener en cuenta que la barba está expuesta a gran cantidad de agentes externos a lo largo del día; desde restos de comida, pasando por el humo del tabaco, hasta diferentes partículas que están en el ambiente. No te tomará mucho tiempo, es sencillo y mejorará muchísimo su aspecto, para eso recomendamos usar jabon o shampoo, hecho para la barba, primero debes frotar, extender el producto por el vello masajeando con cuidado y para luego aclarar con abundante agua. Por la mañana y en la noche.

Hidratación=sedosidad

De pronto puedes pensar que usar un aceite en la barba es una exageración o poco necesario, pero que equivocado estás! Los aceites o bálsamos, hechos para la barba, son fundamentales para mejorar el aspecto y la suavidad de la barba, ayudará a evitar que se quiebre, a tener una barba más fuerte y evitar la caída.
Como debes usar los aceites? Pues nada más que una vez al día, aplicas un par de gotas en la palma de la mano, frotas y aplicas en el sentido del crecimiento del vello, ayudado de los dedos intenta que llegue el producto a toda tu barba.

Loción =piel sana

Consideremos que aunque quieras lucir una barba frondosa y larga, también es necesario el afeitado además de cortarla, para dar la forma que más acomode a tu rostro.
Para después de afeitar es necesario hidratar y refrescar el sector de la piel que fue afeitada, usa un after shave a base de ingredientes naturales, verás que en éste paso, tu barba ya luce muy distinta.
Finaliza ordenando y peinando tu barba.

Aléjate del pensamiento de que tu barba no necesita nada más que lavarla en la ducha, además presta mucha atención a los compuestos de los productos que usas, mantente alejado de las siliconas y parabenos, elige productos que se acerquen a lo natural y así obtendrás los nutrientes necesarios para tener una barba sana, suave y frondosa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Cómo te puedo ayudar?
es_ESSpanish
es_ESSpanish